Dieta y buena nutrición

Una buena nutrición es la base para una piel sana. Una dieta bien balanceada asegurará que su cuerpo reciba las vitaminas y el mineral que necesita para mantener y mantener la salud de la piel. Los alimentos ricos en azufre, como la cebolla y el ajo, pueden ser particularmente útiles para quienes sufren de acné. También hay varios suplementos nutricionales que pueden ser útiles en el mantenimiento de una piel sana. Los suplementos de vitaminas del complejo B, así como de vitamina C y A son muy importantes para la fortaleza, el crecimiento y la vitalidad de la piel. La vitamina E y el orotato de zinc mineral también son suplementos útiles, ya que ambos contienen antioxidantes que pueden ayudar a proteger la piel del daño. Y no subestimes el poder del agua. El agua ayuda a hidratar la piel, rellenar las glándulas y mover desechos y nutrientes a través del sistema. Planee beber por lo menos seis a ocho vasos de agua purificada por día para mantener la piel sana y evitar el desarrollo del acné. Recomendamos utilizar un sistema de purificación de Wellness Water disponible en www.ghchealth.com.

Limpieza

Para prevenir o aliviar el acné, debes mantener tu piel nutrida desde adentro y limpia por fuera. Las personas que sufren de acné deben tener especial cuidado con los métodos y productos utilizados para limpiar la piel.
Elija suaves limpiadores faciales a base de hierbas y humectantes, y úselos al menos dos veces durante el día para eliminar la suciedad, el aceite, la transpiración y los contaminantes que se han acumulado en la piel. Hay varios productos en el mercado que están hechos exclusivamente para la piel propensa al acné. Estos productos están diseñados para reducir la incidencia de brotes de acné. El mejor producto disponible es Oxy-Skin ™. Un lavado facial no graso que contiene aceite de árbol de té o equinácea también puede ayudar a frenar o detener el desarrollo del acné. El lavado excesivo no ayudará a reducir el acné y, de hecho, puede agravarlo. Por el contrario, lávese la cara dos veces al día por la mañana y por la noche y enjuague bien con agua tibia.

Hidratantes y Cosméticos

Al igual que con los limpiadores faciales, asegúrese de elegir humectantes y cosméticos que funcionen bien con su tipo de piel. Evite los cosméticos grasos o cualquier producto facial que contenga estearato de socetilo, isostearato de isopropilo, palmitato de isopropilo, miristato de isopropilo, parabenos y cloruro de sodio, ya que estos ingredientes pueden causar acné. Los cosméticos son una causa importante de brotes de acné en mujeres adultas. Use la menor cantidad de maquillaje con la que se sienta cómodo, para evitar la irritación de su piel y permitir que su piel reciba un amplio suministro de oxígeno.

Manos fuera!

Por difícil que sea resistir, pellizcar o apretar granos o imperfecciones realmente solo los empeorará. De hecho, puede causar llagas abiertas que conducen a infecciones. Normalmente, un grano durará en cualquier lugar de una a cuatro semanas. Pero desaparecerá por sí solo. Y escogerlo o apretarlo no lo hará desaparecer más rápido.

Hierbas Para El Acne Y Las Espinillas

Los remedios herbales pueden ser muy útiles en el tratamiento y la prevención del acné. La manzanilla, la lavanda, el enebro, la bergamota, la raíz de diente de león y la raíz de bardana se pueden usar para reducir la toxicidad en la piel y mejorar su estado general. Otras hierbas como la equinácea y la raíz poke tienen propiedades antiinflamatorias que pueden ayudar a reducir la hinchazón y reducir la glándula sebácea bloqueada. El trébol rojo puede ser beneficioso para su acción estrogénica y el hamamelis tiene excelentes propiedades astringentes y puede ser muy eficaz para la limpieza de la piel propensa al acné.

Remedios caseros para el acné

Además de comprar en la tienda la preparación herbal y convencional para el acné. Hay varias recetas que puede hacer en casa para tratar su piel propensa al acné.
Cataplasmas: puede hacer una cataplasma con varios ingredientes naturales y aplicarla en el área afectada. Aquí hay algunas combinaciones de cataplasmas que son útiles en el tratamiento y la prevención del acné. A menos que las instrucciones indiquen lo contrario, aplique estas cataplasmas directamente al área afectada del acné y lávelas completamente después de veinte a treinta minutos.
• Jengibre y leche
• Miel y canela (use este cataplasma por la noche y quítelo a la mañana siguiente con agua tibia).
• Cáscara de naranja molida y agua
•Sal y vinagre
• Cúrcuma y vinagre
• Zumo de limón y canela
• Semillas de sésamo molidas y agua (Esta cataplasma es especialmente efectiva para reducir la inflamación).
Tratamientos tópicos para el acné: puede usar los siguientes tratamientos para tratar problemas específicos relacionados con el acné, como hinchazón o enrojecimiento.
• Frote el ajo fresco sobre el acné a intervalos frecuentes con el acné para reducir el enrojecimiento y la hinchazón.
• Use el jugo de una papaya fresca y cruda para aliviar el acné hinchado.
• Frote el jugo de menta fresca sobre el acné para reducir el acné inflamado.
• Beba jugo de pasto de trigo para prevenir y curar el acné.